Portfolios de FotoRevista

de Autor  Retrato Desnudo Intervenida Documental Viajes y Turismo Naturaleza y Paisaje Moda y Publicidad Varios Volver  

Lázaro David Najarro Pujol

Lázaro David Najarro Pujol
Camaguey,
https://camaguebaxcuba.wordpress.com
Sección: Viajes
Publicado el: 26/04/22
26 fotos en este Portfolio / 129 visitas

 

"Recorrer Trinidad y burlar la infinitud del tiempo"

 
 
Ver como Galería Lytebox 
-
 

Recorrer Trinidad y burlar la infinitud del tiempo

En la Villa cubana Santísima Trinidad, Ciudad Artesanal del Mundo y Patrimonio Cultural de la Humanidad, junto a su Valle de los Ingenios (fundada en enero de 1514 por el Adelantado Diego de Velázquez), una parte importante de los habitantes del centro histórico esta vinculada al turismo.
Entre los emprendedores destaca la joven trinitaria Yanerqui Deustua Pujol quien tiene su hostal a pocos metros del corazón de la hermosa villa (a unos 320 kilómetros al este de La Habana), urbe de más de cinco siglo burlando la infinidad del tiempo. La Ciudad Museo de Cuba posee el conjunto arquitectónicos más completo y conservados del continente americano.

Desde la colonial mansión de Yanerqui, erigida en el siglo XVIII, los vacacionistas pueden emprender un recorrido a pie por el patrimonio arquitectónico de Trinidad, integrado por alrededor de medio centenar de sitios de valor excepcional e histórico para el mundo. Distinguen instituciones culturales, cadenas de restaurantes, cafeterías, plazas y centros recreativos en los que se respira un ambiente colonial.

El hostal está ubicado en una calle privilegiada, la Gustavo Izquierdo (antigua Gloria) entre Colón y Rosario numero 28, próxima a la majestuosa Plaza Mayor (y su jardín de orgullosas palmas), y el Museo Romántico, lugares que constituyen orgullo de los habitantes de esta Ciudad Creativa del Mundo. Según el imaginario popular el Almirante caminó por lo que son hoy las calles Gloria y Colón.

Desde la terraza del hostal Yanerqui  se escucha con claridad el shop que en las noches ofrece la Casa de la Música, en el entorno de la Plaza Mayor. Allí se defiende las melodías de autores cubanos y de otras naciones Latinoamérica. Igualmente participar en el asado de pollo, cerdo u otro alimento con sabor cubano.

Frente a la confortable habitación enaltece el entorno la flor Corona de Cristo o Corona de Espinas muy popular por su resistencia y belleza. Sobresalen las flores de rojo intenso como la rosa, salpicadas de amarillo. Es de gran tamaño y se desarrollan en interiores y a pleno sol.

Desde el hostal se puede disfrutar del amanecer trinitario, villa de calles empedradas. Con la luz del día resaltan los tejares centenarios de rojizos colores y en el horizonte se distingue la ribera de Casilda, donde se construyeron lujosos hoteles, acariciados por los vientos y el salitre de una de las playas más fascinantes de Cuba: Ancón, e inexplicablemente, por su ubicación en el sur (zona de arenas mulatas y mayoritariamente fangosa), está entre las más bellas de todas estas ínsulas, de aguas trasparentes y arena blanca y fina.

La histórica Trinidad, atrae también a visitantes de todos los continentes por el Palenque de los Congós Reales, el Museo de la lucha contra bandidos, el teatro La Caridad, el Cementerio Católico, la Iglesia Parroquial  Mayor Santísima Trinidad y en especial por las espectaculares y sinuosas calles de piedras traídas –como lastre– en los navíos de velas que venían a Trinidad a cargar azúcar. Piedras que fueron colocadas por esclavos en el trazo urbano de la villa.

Cautivan además los museos Arqueológico Guamuhaya, de Ciencias Naturales Alejandro de Humboldtm, tanto como los edificios de la Plaza de los Artesanos, la Casa de la Cultura y la antigua Cárcel Real.

Como se testimonia en el libro Cuba: Una excursión por el tiempo , “…la diferencia está en el signo decorativo de sus viviendas. Su ornamentación neoclásica se refleja en murales, molduras, marcos de madera y en las tornadizas formas que los forjadores del hierro le estamparon en los sublimes enrejados, con el propósito que se cristalizara ese entorno en uno de los mayores hechizos de la ciudad”.

El texto traducido a nueve idiomas invita a visitar Trinidad, rica en cultura y tradiciones, para trasladarnos “imaginariamente aquella villa fundada por los conquistadores españoles hace más de cinco siglos. No es necesario cerrar los ojos para la ilusión, todo lo contrario la representación de esa otrora época está en sus edificaciones, calles empedradas y las centenarias iglesias”.

“Visitar a Trinidad es como retroceder imaginariamente en el tiempo. Despertarán de la alucinación y regresarán a la bella ciudad del siglo XXI, en la que se combinan armoniosamente el maravilloso paisaje, las centenarias edificaciones y la modernidad, aunque manteniendo intacto su centro histórico (preserva los mayores valores arquitectónicos de la localidad, en sus 1211 inmuebles de la colonia, uno de los cuales data de 1730).

“Los ojos se les humedecieron de emoción al contemplar esta radiante ciudad de más de cinco siglos de existencia”.

  

Comentarios recibidos (2)

Dejar Comentario 
  FotoRevista no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros. Los mismos son de exclusiva responsabilidad de quien los emite. FotoRevista se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.   El límite de la fotografía es nuestro propio límite
Home   Favoritos   Atrás   Arriba
 
Quienes somos     Contacto     Reglas de Participación   Las fotografías expuestas en este sitio pertenenecen a sus respectivos autores y no pueden ser reproducidas sin autorización de los mismos.  
  
Concursos Patrocinados de FotoRevista:
Desde 2014 transmitimos nuestros juzgamientos en vivo:
  57° Concurso Mensual FotoRevista